Archivo de la etiqueta: Violación a los Derechos Humanos

La memoria popular no desaparece

por Guillermo Correa Camiroaga

Los sectores más recalcitrantes de la derecha política que se instaló en el poder junto con los uniformados con el golpe de Estado de 1973, han seguido activos desde esa fecha intentando tergiversar y borrar la memoria histórica popular. En estos últimos años han sido numerosos los atentados realizados en contra de los memoriales instalados por las organizaciones de derechos humanos junto a los familiares de las compañeras y los compañeros asesinados, ejecutados y hechos desaparecer, intentando borrar estos hechos históricos con estas acciones negacionistas  

Seguir leyendo La memoria popular no desaparece

JORNADA DE CONMEMORACIÓN DEL DÍA INTERNACIONAL DE LOS DERECHOS HUMANOS EN VALPARAÍSO

por Guillermo Correa Camiroaga

Con una extensa y variada jornada se conmemoró en Valparaíso el Día Internacional de los Derechos Humanos, ocupando distintos espacios públicos en los cerros y en el plan de la ciudad puerto.

Las actividades se iniciaron con la instalación, a partir de las 10 de la mañana, de diferentes stands y el montaje de exposiciones por parte de las distintas organizaciones y colectivos de derechos humanos de la V Región en la Plaza Cívica.

En el cerro Cárcel, a las 11 de la mañana se realizó un acto artístico cultural en la explanada ubicada frente a la fachada de la ex cárcel pública (Parque Cultural de Valparaíso) para inaugurar una Placa que lo identifica y señala como un Sitio de Memoria y Monumento Histórico.

Seguir leyendo JORNADA DE CONMEMORACIÓN DEL DÍA INTERNACIONAL DE LOS DERECHOS HUMANOS EN VALPARAÍSO

El sacerdote Miguel Woodward cumplió hoy 48 años como detenido desaparecido, pero su ejemplo de lucha sigue vivo y vigente

por Guillermo Correa Camiroaga

«Se prolonga tu vida

en la casa brotada de tus manos,

la casa verde de alma roja

plantada en lo más alto del cerro Placeres,

entre los pobres más pobres de tu pueblo”

(“Invocación a Miguel”. Jaime Contreras)

Los familiares y la Agrupación de Amigos de Miguel Woodward han realizado numerosas diligencias para encontrar el cuerpo del sacerdote asesinado por agentes de la marina, pero aún hoy después de cumplirse 48 años de su desaparición sus restos no han podido todavía ser encontrados.

Seguir leyendo El sacerdote Miguel Woodward cumplió hoy 48 años como detenido desaparecido, pero su ejemplo de lucha sigue vivo y vigente

Gritos del mar: Homenaje en Valparaíso a los últimos cinco compañeros detenidos desaparecidos en Dictadura

por Guillermo Correa Camiroaga

La Fundación Julio Guerra realizó este domingo 12 de septiembre de 2021 un acto en homenaje a los cinco combatientes del Frente Patriótico Manuel Rodríguez que fueron secuestrados entre el 05 al 10 de septiembre de 1987 y desde esa época pasaron a formar parte de la abultada lista de Detenidas y Detenidos Desaparecidos, crimen de lesa humanidad que constituye una de las formas más siniestras del terrorismo de Estado implementado por la dictadura cívico militar en nuestro país. En esta operación participaron coordinadamente agentes de la Central Nacional de Informaciones (CNI), de la Brigada de Inteligencia del Ejército (BIE) y del Comando de Aviación del Ejército.

Seguir leyendo Gritos del mar: Homenaje en Valparaíso a los últimos cinco compañeros detenidos desaparecidos en Dictadura

En memoria de Macarena VAldés

por Mujeres y Feministas del Referente Político Social (RPS)*

El movimiento de mujeres y particularmente el movimiento feminista, está viviendo un nuevo momento de institucionalización. En los ’90 la supuesta recuperación democrática trajo consigo toda una nueva institucionalidad que tenía como fin afrontar las problemáticas de las mujeres. En este tiempo pos 18 de octubre, no sólo se trata de que las demandas históricas se “resuelvan” por las vías que el aparato gubernamental ofrece, sino que además, el carácter mismo de aquellas demandas han perdido fuerza frente a una inclusión de mujeres y particularmente feministas a los procesos de rescate de una institucionalidad en crisis. Esto es lo que leemos pasa en la convención constitucional, una inclusión que permite legitimidad, oxígeno al sistema político  y un borramiento por un lado de las demandas históricas del movimiento  (aborto, violencia machista, entre otras)  y por otro, una consabida distancia entre lo que se decide en los escenarios de la elite y  las necesidades cotidianas de las mujeres. Lo ocurrido en la revuelta social, debió haber sido el fortalecimiento de las organizaciones populares, junto con la creación de comunidades organizadas que pudieran ir construyendo caminos propios para resolver la precarización de sus vidas.

Por el contrario, lo que ha provocado la apuesta institucional una vez más, es el debilitamiento de la posibilidad de que mujeres y feministas, así como el movimiento popular puedan constituirse en un sujeto político, es decir, en un movimiento que realmente sea protagonista de los procesos de transformación profunda prefigurando un proyecto de sociedad distinto. 

En el juego institucional podríamos apostar que hay un desplazamiento de las necesidades de las mujeres en pos de los asuntos que tienen cabida en la dinámica electoral, convencional y de la pretendida  “nueva paz social” vociferada por todos los sectores de los que proceden lxs 155 constitucionales. Lo anterior, queremos recalcar, ha provocado a esta altura un distanciamiento entre las mujeres y feministas de los territorios, con aquel feminismo sentado en los salones donde sesiona la convención. Los problemas que aquejan a las jóvenes, a las adultas a las viejas, simplemente no están, no son tema central. 

¿Cuál es la situación de las mujeres hoy en plena crisis del capital, ecológica a nivel mundial y del sistema político en Chile y en el Wallmapu? Creemos que existe desde el poder y desde el feminismo institucional o conservador, una invisibilización de las diversas luchas de las mujeres y feministas de carácter popular y autónomo. Por ello, pensamos que es urgente y necesario mostrar esas luchas, que se han desarrollado y se desarrollan a contrapelo de los nuevos pactos patriarcales, burgueses y coloniales que se tejen. 

Las mujeres tal como lo hizo Macarena Valdés están en el Wallmapu, en la defensa de los territorios, rompiendo con toda la lógica legalista del Estado Nación chileno; las mujeres están en la lucha por la libertad a todxs lxs presxs políticxs; las mujeres están en las organizaciones populares, en la lucha frontal contra el capital extractivista, es decir, hay toda una serie de experiencias de mujeres que desde los pueblos y comunidades en lucha se levantan, y que no tienen ninguna relación con lo que se negocia en los salones de lxs convencionales.

Particularmente, entendemos que el extractivismo es la violación de la naturaleza, es la violación de los cuerpos y la vulneración de los saberes comunitarios. Por ello, no podemos separar la lucha territorial de la lucha feminista. La imposición de una nueva “paz social” y la búsqueda por ocupar puestos de poder en la institucionalidad patriarcal, clasista y colonialista es siempre el fortalecimiento del Estado-nación, invisibilizando el actuar violento de ese mismo Estado, que se traduce en militarización, represión, y la normalización de un Estado de excepción que llegó para quedarse. El despojo de los territorios genera un empobrecimiento específico de las mujeres, exacerbando la violencia, la ruptura del tejido social, el sicariato, la violación a las infancias, mujeres, y otros cuerpos feminizados. 

Por todo lo señalado, hemos organizado como mujeres y feministas del RPS (Referente Político Social) en el marco de la campaña “Por una nueva primavera de los pueblos en lucha” este conversatorio llamado “ Mujeres, vida y territorio” en homenaje a la lucha de Macarena Valdés, así como de tantas otrxs luchadorxs sociales y nos sumamos a la demanda levantada por la Coordinadora por la justicia de Macarena Valdés, “¡La verdad ya la sabemos! Ahora exigimos justicia”

(*) El Referente Político Social, RPS, es una articulación de organizaciones y asambleas populares de distintos territorios de Chile y el Wallmapu, surge en Concepción en febrero del 2021, con el objetivo de levantar una política contraria  el camino trazado por la elite y los partidos políticos  en el marco del “Acuerdo por la paz y  una nueva constitución”.